¿Cómo reutilizar o desechar las partes de un auto de forma ecológica?

17 de noviembre 2020

Periodista externa

Abandonar un vehículo puede traer consecuencias muy negativas para el medio ambiente. Conoce cómo reciclar y reutilizar apropiadamente las partes de tu vehículo

Consulta antecedentes de cualquier vehículo en el informe Autofact

Ingresa la Placa del vehículo

Alrededor del 85% de un vehículo es reciclable o reutilizable. Sin embargo, cada año muchos son abandonados al terminar su vida útil en parqueaderos, campos y espacios públicos. Generalmente, los vehículos abandonados se los deja a la intemperie por muchos años, donde lentamente se van reduciendo y descomponiendo, afectando toda la zona (atmósfera, suelo y agua) con materiales tóxicos.

Teniendo en cuenta esta realidad, MinAmbiente ha creado una “Guía ambiental para el tratamiento de vehículos al final de su vida útil” que sirve como referencia a las Entidades Desintegradoras o Centros de Tratamiento de Vehículos al Final de su Vida Útil (CTVFVU), así como de consulta y referencia de carácter conceptual y metodológica tanto para las autoridades ambientales, como para los demás actores que intervienen en las diferentes instancias del proceso de desintegración vehicular.

De esta manera, se garantiza que los vehículos usados en territorio colombiano se desechan de forma responsable y dejando la menor cantidad de contaminación posible en el proceso.

¿Compras carro usado? Asegura tu compraventa con el Informe Autofact

¿Quiénes pueden desarticular y desintegrar un vehículo?

No cualquier persona puede desintegrar, chatarrizar o desarticular un automotor por su cuenta en Colombia, sino que esto debe ser realizado por expertos, como el Cesvi (Centro de Experimentación y Seguridad Vial) para que cumpla con lo estándares del Ministerio de Ambiente.

El proceso inicia con una descontaminación del vehículo, luego sigue la separación de fluidos, la separación de materiales para reciclar y, finalmente, la selección de autopartes en buen estado para ser revendidas en el sitio web de Cesvi Repuestos.

Los materiales no reciclables deben entregarse a gestores autorizados.

¿Cuál es el proceso para solicitar la desintegración de un vehículo?

Si la desintegración es voluntaria, se debe obtener el Certificado de Revisión Técnica en Identificación de Automotores expedida por la DIJIN.

Posteriormente, acudir a una de las plantas desintegradoras con:

  • Certificado expedido por la DIJIN, el cual deberá ser validado a través del sistema RUNT.
  • Autorización suscrita por el propietario del vehículo para realizar la desintegración física total.
  • Certificado de tradición del vehículo en el que conste que el mismo está libre de gravámenes o limitaciones a la propiedad, excepto que el gravamen o limitación provenga de deudas de impuestos del respectivo vehículo a desintegrar.
  • Placas del vehículo automotor a desintegrar o denuncio por pérdida.

Finalmente, solicitar la cancelación de matrícula en la oficina de movilidad o alcaldía de la ciudad correspondiente. El costo de este trámite en Bogotá es de $16.100.

¿Cuántos años debe tener un vehículo para desintegrarlo?

La ley colombiana prevé que el dueño de un vehículo puede solicitar la cancelación de matrícula y posterior desintegración ante el reconocimiento del fin de la vida útil del automotor.

Según la normativa vigente, los vehículos de servicio público o mixto podrán desintegrarse al cumplir los 20 años de vida útil y los vehículos de carga de servicio público o particular a partir de los 25 años para que se pueda acceder al reconocimiento económico.

Por su lado, los poseedores de vehículos particulares con modelos años 2000 o anteriores son los que pueden acceder al beneficio de exoneración de impuestos al realizar la desintegración total del vehículo.

También puede presentarse el caso de vehículos que aún estando dentro de sus años de vida útil, hayan sufrido un accidente que termine en pérdida total. En esta situación, las aseguradoras gestionan la subasta del vehículo o su desintegración.

¿Cuáles son los residuos peligrosos provenientes de vehículos?

Se trata de los lubricantes, aceite usado, líquido refrigerante, baterías, etc. Estos son recolectados y reusados por los gestores autorizados especializados para generar nuevos materiales.

¿Qué hacen los talleres mecánicos con los desechos como el aceite lubricante usado de motor?

Está prohibido desechar materiales peligrosos como aceites minerales y lubricantes en bolsas de basura como si fuera desechos regulares o en el sistema de alcantarillado.

Así, toda persona natural o jurídica interesado(a) en realizar actividades de almacenamiento temporal, tratamiento, aprovechamiento y/o disposición final de aceites de origen mineral usados deberá tramitar y obtener previo inicio de actividades la respectiva licencia ambiental.

Además, se debe seguir el manual sobre normas y procedimientos para la gestión de aceites usados creado por el Ministerio de Ambiente.

Luego de obtener el aceite usado, el acopiador primario debe solicitar su recolección y movilización a un ente autorizado y exigir el reporte pertinente.

Si por alguna razón, una persona desea desechar este tipo de residuos, lo ideal es llevarlo a un recolector primario para garantizar que sea aprovechado de forma amigable con el ambiente.

¿Qué se debe hacer con las llantas usadas?

Cuando las llantas finalizan su vida útil, generalmente terminan en patios de casa, techos, espacios públicos como parques, donde se convierten en factores de contaminación y enfermedades. En otros casos, las queman para extraer el acero, contaminando la atmósfera.

Con respecto a este tema, la Resolución 1457 de 2010 establece los sistemas de recolección selectiva y gestión ambiental de llantas usadas. Allí se prohíbe:

  • El abandono o eliminación incontrolada de llantas usadas en todo el territorio nacional
  • Disponer llantas usadas en los rellenos sanitarios
  • Enterrar llantas usadas
  • Acumular llantas usadas a cielo abierto
  • Abandonar llantas usadas en el espacio público
  • Quemar llantas a cielo abierto o cerrado de manera incontrolada
  • Utilizar las llantas usadas como combustible sin el cumplimiento de lo establecido en la Resolución 1488 de 2003, o la norma que la modifique o sustituya.

Para disponer correctamente de las llantas usadas existen programas como Rueda Verde, que consiste en el sistema líder de recolección selectiva y gestión ambiental de llantas usadas. Su cobertura es nacional y recolectan llantas de autos, motos, bicicletas y camiones desde una unidad hasta grandes cantidades en el caso de comercios.

Para participar, sólo se debe llenar el formulario del sitio web, programar la entrega ante un gestor autorizado y solicitar los certificados correspondientes. También realizan jornadas de recolección en todo el territorio colombiano.

En Bogotá existe la campaña “Llantas usadas en el lugar indicado”, que incluye la habilitación de 92 puntos de recolección por toda la ciudad.

Recuerda descargar el informe Autofact para revisar impuestos, multas, gravámenes y más de cualquier vehículo

Comentarios

Debe coincidir con el formato example@google.com

INFORME AUTOFACT

Informe Autofact Chile

DESCUENTO DE LANZAMIENTO

Total informe full

$9.990

$19.990

¡Únete a nuestros amigos en facebook!