Conoce las clases de semáforos que hay en Colombia

Entérate de cuáles son las clases de semáforos que te puedes encontrar en las calles de Colombia y para qué sirve cada uno de estos.

09 de junio 2022

Clases de semáforos y el rol que cumplen en el tránsito

El semáforo es un dispositivo fundamental para el tránsito de cualquier ciudad porque es el encargado de regular la circulación de todos los usuarios de la vía, ya sean automovilistas, ciclistas o peatones, a través de un sistema de luces de colores que asignan la prelación en un punto determinado.

Esto es de gran ayuda para agilizar el tránsito, sobre todo en horarios punta y en ciudades densamente pobladas, como Bogotá, por ejemplo. 

Cabe destacar que la capital del país se ubicó en el primer lugar de las ciudades más congestionadas del mundo en 2019, según el ranking Inrix y que en 2021 quedo en la octava ubicación, en gran parte gracias a la implementación de sistemas cada vez más inteligentes que ha permitido bajar en hasta un 30% el tiempo perdido en trancones.

Por esta razón, la presencia de semáforos es tan importante en la vida cotidiana, pues son un elemento de seguridad para cualquiera que circule por la vía pública y una herramienta que permite optimizar el flujo vehicular.

Así, son varias las clases de semáforos que puedes encontrar en Colombia:

  • Semáforos vehiculares.
  • Semáforos peatonales.
  • Semáforos especiales. 

¿Quieres saber en qué consiste cada uno y cómo actuar frente a ellos? Continúa leyendo y conoce todos los detalles.

Clases de Semáforos que puedes encontrar en Colombia

Como son parte del equipamiento vial y la señalética de tránsito que regula la convivencia en las calles, es muy importante que conozcas todas las clases de semáforos con las que podrías encontrarte al conducir un vehículo o, incluso, si decides salir caminando. 

Los tipos de semáforos clasificados en el Código de Tránsito Terrestre son los siguientes.

1. Semáforo vehicular

Son los diseñados para controlar el tráfico de los automóviles que circulan por la vía y se instalan, generalmente, en un cruce o intersección de calles, aunque también hay otros que se ubican a mitad de una calle, como en un cruce peatonal o en el caso de los semáforos de carril.

Esta clase de semáforos están formados por distintas partes, entre las que destacan: 

  • Cabeza: Puede tener una o más caras orientadas en diferentes direcciones.
  • Soportes: Son estructuras que sujetan la cabeza del semáforo a una altura visible para todos los actores viales, y que permiten mantenerlo en una posición fija, ya sea vertical u horizontal. 
  • Cara: Conjunto de elementos ópticos que utilizan una lámpara y lentes de colores para indicar la prelación. 
  • Lentes: Estos lentes, de colores rojo, amarillo y verde, permiten el paso de la luz en una dirección particular para indicar la prelación correspondiente (verde para pasar, rojo para la detención y amarillo para indicar precaución). Adicionalmente, existen semáforos que incorporan otros elementos que indican dirección, como flechas para virar, por ejemplo.
  • Visera: Elemento que evita que la luz solar caiga sobre los lentes, haciendo que parezcan encendidos a ciertas horas del día. 

Según el sistema de control que utilicen los semáforos vehiculares, es posible encontrar unos de tiempo fijo, que se mantienen constantes durante su funcionamiento, y aquellos activados por el tránsito, que se valen de detectores para regular sus tiempos de prelación.

2. Semáforo peatonal

Los semáforos peatonales son los que tienen como función señalar el derecho de paso de los peatones y ciclistas. Estos se suelen ubicar en cruces o intersecciones, aunque también se les puede ver en medio de una calle donde existe un cruce peatonal.

Por lo general, estos semáforos tienen una altura menor que los dispositivos de control vehicular, ya que requieren menor distancia para que los transeúntes reaccionen, avanzando o deteniendo la marcha, según corresponda. 

Visualmente, son bastante parecidos a los semáforos vehiculares, con la diferencia de que, en lugar de los 3 colores de lente tradicionales, aquí se emplean solo 2 señales: uno con una figura humana en rojo (Pare) en la parte superior y otro con la figura en verde (Pase), ubicado en la parte inferior.

Lo mismo para los semáforos orientados al tránsito de ciclistas, solo que en estos casos se reemplaza la figura humana por la figura de una bicicleta, pero funciona de la misma manera y, muchas veces, indican lo mismo que los peatonales.

En síntesis, la señal de esta clase de semáforos es simple: detenerse o continuar la marcha, sin puntos medios. No está de más decir que estos deben estar coordinados con los semáforos de control de vehículos, así los transeúntes no corren el riesgo de ser atropellados por los carros al cruzar en una esquina que está bien señalizada.

3. Semáforos especiales

En esta categoría caben todos los semáforos que, aunque también se encargan de dirigir el tránsito de vehículos y peatones, quedan fuera de la clasificación antes mencionada. Es el caso unidades como:

  • Semáforos de piso: Son unos modernos dispositivos que indican la prelación peatonal a través de señales luminosas ubicadas en el suelo. Los primeros de este tipo fueron instalados en Cali, en 2018, y han demostrado ser muy útiles para las personas que caminan con la vista puesta en el celular.
  • Semáforos intermitentes o de destello: Orientados, principalmente, al tránsito vehicular, este tipo de semáforo se ubica en lugares en que, por el bajo flujo del tránsito, no se justifica la el uso de uno de los de tres tiempos. Cuentan con dos lentes de color amarillo o rojo que se iluminan intermitentemente para anunciar peligros, límites de velocidad, intersecciones poco visibles, entre otros. 
  • Semáforo para el uso de carriles: Usados para regular el uso de los carriles individuales en una vía. Se ubican encima de la calzada, sobre cada carril, y pueden variar según el horario. Están formados por una X de color rojo y una flecha de color verde, que apunta el carril habilitado para el tránsito vehicular.
  • Semáforos de aproximación de trenes: Se instalan en cruces ferroviarios de calles y carreteras, complementados con barreras que bloquean el tránsito de los carriles cuando se aproxima un tren. Estos funcionan tanto para vehículos como para peatones.

Descarga el Informe Autofact y conoce el pasado de un vehículo en venta en cosa de minutos

Ingresa la Placa del vehículo

Comparendo multa por no respetar un rojo

Si conduces cualquier tipo de vehículo, debes saber que un semáforo que muestra luz roja es equivalente a un disco Pare, por lo tanto, la indicación al enfrentarte a un semáforo en rojo es detener totalmente el movimiento antes de llegar a la línea de detención que se marca en las intersecciones.

Hacer caso omiso de la señal de luz roja de un semáforo te puede salir caro porque se considera una infracción de tránsito y contempla una multa en dinero que alcanza los 30 SMLDV, es decir, $1.000.000, según los valores vigentes para 2022. 

Además, en el caso de las motos, la autoridad de Tránsito podrá inmovilizar tu vehículo y dejarlo retenido en los parqueaderos, desde donde no podrás sacarlo hasta pagar la totalidad de la multa, sumado a los costos del parqueo y grúas que serán necesarias.

Descarga el Informe Autofact y conoce el pasado de un vehículo en venta en cosa de minutos

Ingresa la Placa del vehículo